Los elementos vibratorios vs las patatas fritas

 

 

Se llama vibración molecular a aquella vibración que afecta a varios átomos en una molécula. Algunas vibraciones moleculares están localizadas en un grupo funcional, mientras que otras se extienden por toda la molécula.

Pueden distinguirse dos tipos básicos de vibraciones: de tensión y flexión.

Una vibración de tensión supone un cambio continuo en la distancia interátomica a lo largo del eje del enlace entre dos átomos. Las vibraciones de flexión se caracterizan por un cambio en el ángulo entre dos enlaces y son de cuatro tipos: de tijereteo, de balanceo, de aleteo y de torsión.

Fuentes: Wikipedia.

En una conversación de trabajo ha salido a relucir la figura de aquel trabajador que no para de moverse, suele ser ruidoso y siempre parece muy atareado, cuando en realidad todo sus compañeros no tienen muy claro realmente que tareas desempeña.

Suele llevar papeles en la mano y es fácil verlo en los pasillos, (siempre dónde se le puede ver), tener conversaciones por el móvil un tono más alto del adecuado.

Normalmente tiene cargos intermedios de responsabilidad, pero puede habitar en todos los estratos de cualquier empresa. A más altura de responsabilidades más movimiento vibratorio tiene. Por que ahí es dónde quiero llegar, se caracteriza por ser una “molécula” de mucha vibración, pero de escaso movimiento. Es decir, mucho ruido y pocas nueces. Los hay conscientes de su vibración y los hay totalmente ajenos a su realidad.

Como podemos aprovechar la figura de la molécula vibrante?

  • Suele ser un gran dinamizador por contacto, es importante hacerle responsable de personas con un perfil menos “vibrador”. He visto auténticas “patatas fritas” empezar a generar movimiento, por la ayuda insistente del agente dinamizador o molécula vibrante

  • Suele ser un gran comunicador o figura de enlace entre departamentos, con su vibración y siempre por desgaste crea o refuerza canales entre departamentos.

  • Suele ser un gran Relaciones Públicas. Por su claro efecto vibrante no puede evitar compartir su “ímpetu” fuera del trabajo, con lo que puede ayudar a la empresa a establecer nuevas relaciones. Se sentirá como pez en el agua en sesiones de networking. En sitios así desplegará todos sus tipos de vibración, por tijereteo, balanceo, aleteo y torsión!

Como podemos controlar la figura de la molécula vibrante?

  • Sobretodo no intentar parar o amortiguar la vibración. Haremos válido aquello tan sonado de » la energía no se destruye, si no que se transforma.»

  • Ponerle al sujeto vibrante objetivos claros donde pueda dirigir la vibración

  • Hacerle consciente de su estado vibratorio, no todos los sujetos son conscientes, aunque algunos notan cierto malestar dependiendo de los trabajos que le son encomendados.

Deja que la vibración te ayude a moverte! Rodéate de movimiento, conseguirás ENERGIA!

enero 7, 2017

Etiquetas: